¿Cómo hacer que mi sitio web cargue más rápido?


Una rápida velocidad de carga de un sitio web es fundamental para conseguir una User Experience (UX) sin fisuras y para obtener un buen posicionamiento en los motores de búsqueda. Es decir, es clave en el éxito o fracaso de una web. Por ello, el objetivo de una mayor velocidad de carga para sitios de WordPress es una de las prioridades en las estrategias de creación de páginas.

No importa el ámbito en el que se enmarque la web, ya sea una página de venta de comercio online, un portal informativo o una comunidad de usuarios, la velocidad de carga incidirá, directamente, en el tiempo que el usuario le dedicará. Las estadísticas consideran que con un retraso de dos segundos el usuario abandonará la página si esta todavía no ha cargado. Lo mismo sucede con los tiempos de respuesta dentro de la misma.

Además, es básico para conseguir un mejor posicionamiento en los buscadores, ya que es uno de los elementos que Google tiene en cuenta a la hora de evaluar los sitios web, algo que hay que tener en cuenta para la generación de tráfico. Por lo tanto, un buen trabajo de SEO significa optimizar la velocidad d carga.

El tiempo que el sitio web tiene para captar y mantener al internauta dentro del marco de la web es reducido. Por todo ello, es importante tener en cuenta los siguientes aspectos para optimizar la velocidad y tener éxito.

Contar con un servicio de hosting confiable y de alta velocidad

Lo más importante cuando se crea un sitio web es contar con un servicio de hosting web confiable, ya que estar basado en un hosting adecuado -como puede ser un hosting wordpress- reducirá los tiempos de espera de la página.

Actualmente, la mayoría de las páginas están basadas en wordpress, ya que es un código sencillo que permite mucha adaptación al usuario. Dichos sitios se ven beneficiados por un hosting optimizado para wordpress, puesto que la velocidad no supondrá ningún problema.

El hosting web puede ser virtual, compartido o dedicado, y una correcta decisión vendrá determinada por las necesidades que necesite el sitio web. Si, por ejemplo, el sitio web que se va a crear precisa de mucha capacidad y se espera un elevado volumen de tráfico, un hosting compartido no es la mejor idea.

La optimización del servidor

El servidor en el que se sitúe la web también incidirá de forma directa en su velocidad. El tiempo de respuesta y el tráfico dependerán directamente de una correcta administración del mismo.

Además, cuando se está en un servidor es importante que ninguna dirección esté en la blacklist (lista negra) de Google, ya que penalizará su aparición en los motores de búsqueda.

Adapta las imágenes sin perder calidad ni resolución

Otra manera de no sobrecargar la página de contenido y, en consecuencia, ralentizarla, es indicar las dimensiones de las imágenes. Un proceso que debe ir de la mano del código durante el diseño del sitio, y es que especificar las medidas de las imágenes que se suben a la misma permite acelerar la carga de las mismas.

Además, será necesario comprimirlas manteniendo un alto nivel de calidad. No se trata de que las imágenes sean de dimensiones muy reducidas o que la resolución presente carencias, sin embargo, existen programas para redimensionar y comprimir las imágenes sin encarecer la calidad. A menor tamaño, menor peso, lo que repercutirá directamente en la velocidad de carga.

Recuerda también que el formato “.png” ofrece una mayor resolución, pero es, a su vez, más pesado que el “.jpg”, por lo que puede ralentizar el sitio.

Comprueba hipervínculos y enlaces dentro del código

Más allá de que un enlace roto dentro del sitio web signifique un mayor porcentaje de rebote, ya que el usuario puede abandonar la página si no encuentra a la primera lo que busca, y una carencia de contenido, dichos vínculos también tendrán repercusiones negativas en la velocidad de carga. Cada enlace que redirija a un contenido que ya no existe supone una petición al servidor con un largo periodo de espera, por lo que encarece la velocidad de todo el sitio.

Por lo tanto, es extremadamente importante comprobar que todo el contenido de la web redirige adecuadamente a dónde toca y que no haya ningún enlace roto que genere una negativa experiencia del usuario.

La estructura de menús no puede estar sobrecargada

El diseño y configuración de la información dentro de la propia web no puede estar sobrecargado con información redundante o innecesaria. Una óptima estructura significa también una optimización de las opciones, ya que un elevado volumen de las mismas también tiene consecuencias negativas en la velocidad de carga.

Por este motivo, el diseño en árbol de la página debe estar planteado en una serie de niveles lógica que permita incluir toda la información necesaria sin encarecer la calidad ni precisar de un espacio mayor.

A la hora de maquetar una web teniendo en cuenta la velocidad de carga, lo mejor es ceñirse a opciones sencillas. Para un buen diseño en capas llega con una barra, una columna lateral y una de contenido.

Compartir en Google Plus

Acerca de Carlos

  • WordPress Comentarios
  • Facebook Comentarios